Inicio > Curiosidades > Descubren un método para eliminar el miedo

Descubren un método para eliminar el miedo

Un grupo de científicos encabezado por Ai Koizumi está desarrollando una novedosa terapia para combatir las fobias y el trastorno de estrés postraumático (TEPT) mediante un tratamiento que reduce los miedos vinculados a recuerdos dolorosos, según un estudio publicado en Nature que reseña Sputnik.

Durante la fase experimental, los investigadores han logrado reducir las ansiedades provocadas por recuerdos traumáticos sin pedir a los participantes que pensaran explícitamente en ellos. Esta característica ‘no invasiva’ de la terapia podría hacerla más atractiva para los pacientes.

La terapia tradicional consiste en exponer esos miedos y enfrentarse a ellos. La dificultad de seguir adelante con este tipo de tratamientos hace que la tasa de abandono sea del 40%, dado que puede resultar muy desagradable e incluso traumática para el paciente.

La nueva técnica, llamada neurofeedback, fue desarrollada por científicos del ATR Computational Neuroscience Lab de Japón junto con investigadores de Reino Unido y Estados Unidos.

El procedimiento utiliza un algoritmo informático para analizar la actividad cerebral de un paciente en tiempo real y determinar momentos en los que sus miedos pueden ser eliminados mediante una recompensa o estímulo positivo.

Durante el experimento, se registró la actividad cerebral de una serie de voluntarios mientras veían imágenes de círculos rojos, verdes, azules o amarillos en una pantalla. Y entonces llegó la parte dolorosa del estudio. Los voluntarios observaron otra secuencia de imágenes, pero esta vez, compuesta por dos círculos de dos colores distintos —el color A y el color B-. Esta visualización estuvo acompañada de descargas eléctricas, pequeñas pero desagradables. La actividad cerebral y los sensores colocados en la piel determinaron que los participantes llegaron a temer esas imágenes.

Tras haber establecido en los voluntarios recuerdos desagradables y relacionados con el miedo, los científicos trataron de borrarlos. Para ello, cuando el algoritmo detectaba que los individuos pensaban en las imágenes desagradables, una voz les anunciaba que habían ganado una recompensa económica.

Cada voluntario tenía recuerdos dolorosos tanto de los círculos del color A como de los del color B, pero los científicos se emplearon en borrar solo los recuerdos que afectaban a un color determinado. Esto les permitió juzgar si realmente el experimento había dado sus frutos.

Según las conclusiones del estudio, después de tres sesiones de una hora, los escáneres cerebrales no mostraron signos de ansiedad al enseñar a las personas las imágenes que antes les hacían temblar, y los sensores en su piel detectaron que su respuesta a la ansiedad se había reducido a la mitad.

Te puede interesar >>>

DESCUBRE EL MACHU PICCHU POR LA RUTA DEL CAMINO DEL INCA

Una apasionante travesía que te llevará a adentrarte por parajes insólitos y maravillosos durante 4 …