Inicio > Noticias Sitios Argentina > “El cuento de la vida en el siglo XXI”: hijos del amor pero también de la ciencia
Los tratamientos de fertilidad se mantuvieron en secreto durante años. Sin embargo

“El cuento de la vida en el siglo XXI”: hijos del amor pero también de la ciencia

Los tratamientos de fertilidad se mantuvieron en secreto durante años. Sin embargo, hay casos de padres y madres que deciden contarles a sus hijos la forma en que nacieron, desde un primer momento. Informe especial.

Los tratamientos de donación de óvulos y esperma son una forma alternativa de crear vida. Tras recibir la ayuda de personas donantes, cientos de padres y madres disfrutan de sus hijos. Tradicionalmente, los tratamientos de fertilidad se mantuvieron en secreto durante años, ya sea por vergüenza o preocupación por la mirada social. Sin embargo, hoy en día siguen ocultos. Son varios los nacidos que nunca sabrán el origen de su historia, por decisión de sus padres. Pese a ello, hay casos de padres y madres que deciden contarles a sus hijos la forma en que nacieron, desde un primer momento. Lo hacen mayormente a través de cuentos e historias. Gracias a ellos, chicos de seis años explican con sus propias palabras el problema de infertilidad que padecen sus padres y cómo se produce el proceso de fertilización asistida. Gonzalo y Mercedes tienen seis años, nacieron luego de que sus padres recurrieran a una donación de esperma. Desde chicos escucharon el origen de su historia mediante charlas y cuentos y hoy lo cuentan con perfecta claridad. Emilia (2 años) y Jorge (3 años) nacieron gracias a la donación tanto de óvulos como de esperma. En ambos casos, sus padres comenzaron a hablarles del tema introduciéndose en su idioma, los cuentos. Aunque por la edad todavía no lo asimilan por completo, sus padres trabajan para que en algún momento lo hagan. El caso de Lucía fue distinto. Ella se enteró de la verdad tan tarde, que resultó traumática. Porque, después de todo, la verdad puede incomodar una sola vez, pero la mentira duele cada vez que se recuerda. Tenía 15 años cuando, luego de que sus padres se divorciaran, su madre le dijo que el hombre que la crió no era su papá. Fue en ese momento que se enteró que sus padres debieron recurrir a la donación de esperma para que ella naciera. Pasaron los años y nunca averiguó sobre el donante, tampoco quiso acercarse al médico de fertilidad que provocó su nacimiento. Su principal temor era que, pasados casi 30 años, todos los datos de su genética y donante se hayan perdido. Telefe Noticias la acompañó a descubrirlo. Hijos del amor pero también de la ciencia y la necesidad de saber la verdad No te pierdas “El cuento de la vida en el siglo XXI” con @milcastellini pic.twitter.com/dg1Q9Y0R16 — Telefe Noticias (@telefenoticias) 11 de diciembre de 2018

Que opinas? Deja tu comentario

Te puede interesar >>>

Conociendo los mejores vinos y los mejores hoteles de Mendoza

El corazón de la región vinícola de Argentina. Si desea conocer Mendoza y los hoteles …