Inicio / sociedad / Conmovedora historia de dos bebas cambiadas de madre al nacer

Conmovedora historia de dos bebas cambiadas de madre al nacer

El caso conmovió a los sanjuaninos, primero. Ahora, conmueve al país. Dos madres sufrieron el cambio de sus hijas al nacer en una clínica privada y todo llegó a reestablecerse cuando la intuición de una de ellas la llevó a realizar un ADN con su bebé. María Lorena Gerbeno y Verónica Tejada fueron las dos mujeres víctimas de este cambio, un error que casi cambia sus vidas para siempre. Gerbeno, una abogada sanjuanina, dio a luz a una beba, pero cuando se la entregaron se dio cuenta de que no era la misma. Tras hacer el reclamo, un examen de ADN le dio la razón: la pequeña no era suya y se logró la restitución tras tres semanas de angustia. El 30 de septiembre se produjeron cinco partos en los quirófanos del Sanatorio Argentino, una de las instituciones más prestigiosas en maternidad de la provincia de San Juan. Nacieron tres nenas y dos varones. Una de esas bebas fue entregada a María Lorena quien inmediatamente percibe que algo raro estaba sucediendo. Su entorno le aconsejó no prestar atención a esas “señales” que percibía como madre (ya tiene dos hijos). Incluso su propio obstetra, familiar de los directivos del sanatorio, le explicó el sistema de identificación de binomio madre-hijo. Hasta la misma institución comunicó oficialmente que este sistema se encuentra estandarizado y normalizado institucionalmente y que siguen las maternidades más importantes del país. Lorena recibió el alta, pero siguieron las dudas de que la bebé que tenía en brazos sería realmente su hija, por lo que decidió voluntariamente realizarse un análisis de ADN en el hospital Guillermo Rawson. Al recibir los resultados se dirigió a la Central de Policía para presentar la denuncia formal. Allí tomó intervención el Primer Juzgado de Instrucción a cargo del juez Benito Ortíz y el Juzgado de Menores a cargo de Jorge Toro. Así, la mujer encontró que la beba que le entregaron pesaba por debajo de lo que la última ecografía le había pronosticado y además, el informe no coincidía con la posición que le marcaba el estudio de imágenes. Según la ecografía estaba ubicada de cabeza y el informe que le entregaron marcaba que había estado en posición podálica (de nalgas). La Justicia determinó que se realizaran estudios de ADN a las otras dos mamás y a las dos criaturas que nacieron ese 30 de septiembre. Con los resultados en mano, el Juez Ortiz determinó la devolución inmediata de las bebés a sus progenitoras. En el medio, el Juzgado de Menores, había citado a las otras familias, que al parecer no se habían percatado del cambio de hijas, para garantizar la salud e integridad de las menores hasta se decidiera la instrucción de la causa. Se brindó asistencia psicológica a las tres familias, sobre todo, para preparar el momento de entrega y recepción de las hijas a sus madres. En la tarde del lunes 21 de octubre, y tras 21 días, Gerbeno pudo reencontrarse con su hija biológica y la otra mamá, Verónica Tejada recibió a su hija ausente. María Lorena resaltó en todo momento que si no fuera por su sentir de madre, jamás hubieran detectado semejante error. La historia tuvo un final feliz para ambas familias.

Deja tu comentario

Te puede interesar >>>

Nuevo vídeo del accidente aéreo en San Francisco

Nuevo vídeo del accidente aéreo en San Francisco Hace justo cuatro años, un avión operado …