fbpx
Inicio > Dinero & Negocios > YPF ya vale la mitad que hace un año

YPF ya vale la mitad que hace un año

YPF, la principal empresa del país, vale la mitad que un año atrás. La frase parece exagerada pero es así. Los números de la cotización bursátil de la petrolera más importante y activo estratégico para salir de la crisis energética, lo confirman.

En la bolsa de Buenos Aires, el título de YPF valía $551 el 29 de septiembre de 2014. Ayer cerró a $278. En la bolsa de Nueva York, donde cotiza bajo la forma de certificado de acción (ADR), la situación es muy similar. El 23 de septiembre de 2014 valía 36,8 dólares y ayer cerró a 19,5 tras una baja de más de 4 por ciento.

De esta manera, el valor de la acción de la petrolera nacional vuelve a acercarse a los valores post estatización, de mediados de 2013, cuando la incertidumbre y las diferencias internas en la gestión hicieron desconfiar a los inversores. El peor valor registrado orilló los 12 dólares en los inmediatos momentos anteriores y posteriores a la expropiación decretada por el gobierno en abril de 2012.

En total, aproximadamente un 23% de la compañía se reparte entre los inversores bursátiles. El resto se reparte entre el Estado argentino (51%) y el restante 26% entre grandes inversores institucionales como George Soros o los bancos Goldman Sachs y Morgan Stanley.

La baja del petróleo es el gran golpe letal para la empresa. El precio cayó de 111 dólares en junio de 2014 a los 44 dólares actuales. Varios analistas del sector petrolero apostaron a una recuperación del barril para esta altura del año pero erraron en el pronóstico.

Luego de un tibio repunte entre abril y junio de este año (llegó a 65 dólares), volvió a caer ante la incertidumbre de la economía china y la crisis griega.

Miguel Galuccio, presidente de YPF, tiene asegurada su continuidad. Así se lo manifestaron tanto Daniel Scioli como Mauricio Macri en caso de llegar a la Casa Rosada. La empresa sostiene el aumento en su producción pero el deprimido precio del barril está ahuyentando a los inversores de las acciones de las empresas petroleras en todo el mundo, que parece pasar por un momento de sobreoferta de crudo.

El mismo Galuccio reconoció el jueves en un seminario financiero que quedan por delante dos años más de precios bajos del petróleo y que se vienen tiempos para «ajustar pero no abandonar» la producción. La OPEP, que congrega a los países productores de Medio Oriente fue aún más pesimista. Pronosticó que el barril volverá a los 100 dólares recién para 2030.

Lo cierto es que este precio del barril frenó inversiones y el impacto es también en el precio de las acciones de las empresas. El valor de una compañía petrolera está dado, en parte por su valor en bolsa (7.640 millones de dólares ayer contra los más 12.000 millones de hace un año) pero también por sus reservas comprobadas de petróleo y gas.

La apuesta de Galuccio, ante el negativo panorama internacional es sumar producción, activos y reservas y así bajar la cuenta negativa de dólares del país para importar energía. El cepo al dólar, la inflación y la incertidumbre por el año electoral no lo ayudan a recuperar la confianza de los inversores. En consecuencia, el precio de la acción, la gran vidriera financiera, por ahora tendrá que esperar.

Fuente :TN.com.ar

Que opinas? Deja tu comentario

Te puede interesar >>>

Top 5. Los mejores humidificadores del 2019

El uso de humidificadores en nuestros espacios permite generar un ambiente mucho más agradable, pero …