Inicio > Destacadas > El comercio minorista sufre una “grave” caída y tiene la “mayor presión impositiva de la historia”

El comercio minorista sufre una “grave” caída y tiene la “mayor presión impositiva de la historia”

Lo aseguró la Cámara de las Pymes, tras detectar un desplome en las ventas. Hay preocupación por el empleo y el conflicto con los holdouts. “Es indispensable un acuerdo para evitar un aislamiento financiero”, dijeron

Las pymes atraviesan una “preocupante” caída de la actividad, agravada por lo que definió como la “presión impositiva más alta de la historia” en el país, advirtió el titular de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), Osvaldo Cornide.

El dirigente empresario apuntó contra las medidas adoptadas por el Gobierno, en particular contra el “fracaso” en la política de subsidios. Si bien reconoció que fue saludable la intención de reconstruir al Estado, no se detuvo a tiempo y terminó creando un “monstruo insaciable imposible de alimentar”.

Cornide expresó su dura posición durante el XIII Foro Internacional Ciudad, Comercio y Turismo que se desarrolla en Termas de Río Hondo. Allí, se mostró preocupado por el litigio con los holdouts, y reclamó una “solución” porque de otro modo la Argentina quedaría “aislada” del sistema financiero internacional, por lo que ese escenario empeoraría para la actividad económica.

“Si no hay una solución rápida en lo internacional que estimule el ánimo general y atraiga inversiones, lamentablemente va a continuar la caída de las ventas y, como consecuencia, el cierre de locales”, sostuvo el titular de la CAME.

En relación al devenir económico, Cornide señaló que la actividad en este momento de las Pymes está en tendencia “gravemente declinante”. “Ha caído fuertemente el consumo, las ventas hace siete meses que vienen cayendo, hay problemas con la cadena de pagos, cheques devueltos, y problemas de abastecimiento por las importaciones”, enumeró, aunque resaltó: “No estamos en una situación dramática pero sí preocupante”.

Facebook
Twitter
Google
E-mail
Imprimir

Crédito: Télam

Las pymes atraviesan una “preocupante” caída de la actividad, agravada por lo que definió como la “presión impositiva más alta de la historia” en el país, advirtió el titular de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), Osvaldo Cornide.

El dirigente empresario apuntó contra las medidas adoptadas por el Gobierno, en particular contra el “fracaso” en la política de subsidios. Si bien reconoció que fue saludable la intención de reconstruir al Estado, no se detuvo a tiempo y terminó creando un “monstruo insaciable imposible de alimentar”.

Cornide expresó su dura posición durante el XIII Foro Internacional Ciudad, Comercio y Turismo que se desarrolla en Termas de Río Hondo. Allí, se mostró preocupado por el litigio con los holdouts, y reclamó una “solución” porque de otro modo la Argentina quedaría “aislada” del sistema financiero internacional, por lo que ese escenario empeoraría para la actividad económica.

“Si no hay una solución rápida en lo internacional que estimule el ánimo general y atraiga inversiones, lamentablemente va a continuar la caída de las ventas y, como consecuencia, el cierre de locales”, sostuvo el titular de la CAME.

En relación al devenir económico, Cornide señaló que la actividad en este momento de las Pymes está en tendencia “gravemente declinante”. “Ha caído fuertemente el consumo, las ventas hace siete meses que vienen cayendo, hay problemas con la cadena de pagos, cheques devueltos, y problemas de abastecimiento por las importaciones”, enumeró, aunque resaltó: “No estamos en una situación dramática pero sí preocupante”.

Impuestos confiscatorios

El representante de los pequeños y medianos ejecutivos no reparó en calificativos peyorativos al hablar de los tributos que recauda el Estado. “La presión impositiva no es alta, es tremenda”, indicó. En pocos días, la CAME va a publicar un mapa de cómo afectan los gravámenes a nivel municipal, provincial y nacional donde se demuestra, precisó, que es “la más alta de la historia”.

Al respecto, detalló que hay zonas donde han llevado ingresos brutos del 2 al 5 por ciento. Recordó la aplicación de tasas viales en lugares como Córdoba y remarcó que la suma de tasas municipales e impuestos provinciales y nacionales “es confiscatoria”.

Pese a este delicado cuadro, el dirigente propuso que se aplique “la eliminación de las retenciones a las economías regionales y el reintegro a exportaciones no tradicionales de las Pymes”. Asimismo, desaconsejó una devaluación porque eso dispararía más los precios.

Consultado sobre si había formulado esos planteos al Gobierno, contestó que sí pero que no habían encontrado “ningún eco” y especificó que hay medidas positivas como la de subsidiar personal para evitar despidos, anunciada este jueves por la Presidente Cristina Kirchner.

“Lo que anunció la Presidenta, si se implementa bien, es positivo para mantener más mano de obra”, agregó.

La lenta marcha de la recesión

Para el titular de la CAME, la baja de actividad se vio reflejado en una caída de las ventas de 7,6 por ciento en los primeros siete meses del año y en un cierre paulatino de establecimientos en los principales centros comerciales del país.

“Tenemos muestreos sobre cierres de locales donde uno puede advertir que en calles y avenidas donde había que hacer lista de espera ahora hay varios locales de alquiler por cuadra y en la parte industrial pasa lo mismo con galpones”, indicó.

Cornide planteó como contrapunto que, si bien el nivel de empleo no se vio sensiblemente afectado, cayeron las contrataciones en el sector privado. “Han cortado horas extras y no se toma personal nuevo”, concluyó, coincidiendo con los relevamientos de varias consultoras. Fuente > infobae.com

 

Te puede interesar >>>

Los mejores clubs de Barcelona

Una de las mejores opciones si visitas Barcelona es tomar en cuenta la diversión vespertina …