fbpx
Quisieron estafarlo por WhatsApp pero se dio cuenta y mira lo que paso

Quisieron estafarlo por WhatsApp pero se dio cuenta y mira lo que paso

La aplicación de mensajería instantánea WhatsApp fue noticia por el posteo de un usuario de Twitter llamado Pablo Mendivil. En el mismo se observa cuatro imágenes que obedecen a cuadros de conversaciones de un chat con un amigo suyo, al que le intervinieron el teléfono. A partir de ahí, los ciberdelincuentes quisieron aprovecharse de sus contactos al solicitarles una transferencia de dinero a una cuenta.

Al conocer el modus operandi, Pablo se prestó al juego a sabiendas de que del otro lado existía una persona que se dedica a las estafas virtuales. La conversación arrancó con una pregunta del delincuente -que se hacía pasar por su amigo- sobre si estaba disponible o en línea para hacerle una consulta. Al responderle afirmativamente, el diálogo continuó: “Pablo querido. ¿Te puedo molestar con un favor?”. Con el correr de los minutos, la charla continuó hasta decantar en una transferencia de dinero a una cuenta a nombre del ladrón.

Mendivil contó el detrás de escena de la publicación que tuvo una viralización inmediata y que sirvió para alertar a otros usuarios de casos parecidos: “La persona que robó la cuenta de WhatsApp empezó a escribirles a todos los contactos. A cada uno le mandaba el mismo mensaje, pidiéndole una transferencia como si fuera nuestro amigo, diciendo que lo necesitaba urgente”.

Esta llamativa solicitud, al llegar a varias personas, alertó al círculo cercano del damnificado a tal punto de que se empezaron a cruzar mensajes en línea y comenzaron a sospechar de esta actitud: “A algunos les pareció raro el pedido e intercambiaron mensajes entre todos. Era difícil ubicar al dueño de la línea porque habitualmente lo llamamos al celular. Una vez que lo pudieron contactar y aclaró que no era él, que de hecho no podía entrar a su WhatsApp, empezamos a mandar cadenas de mensajes entre amigos para avisarles a todos que era una trampa”.

“Cuando me contactaron a mí, yo ya estaba al tanto del tema, y me divirtió seguirle el juego al delincuente e imaginar su cara al abrir el ‘falso’ comprobante que le mandaba”, subrayó Pablo, que ofició de justiciero al seguirle la charla. Para darle forma a la estafa, el monto que se pedía era de 65 mil pesos a una cuenta a nombre de Juan Carlos Kula.

Al final de todo el hilo, Pablo le envió un comprobante ficticio que enunciaba: “Ladrón, hijo de put…, ponete a trabajar, ya estamos todos al tanto de la estafa”. Sin embargo, el mismo no llegó a destino, ya que en la pantalla había una sola tilde. El motivo de ello esconde una nueva secuencia: “Cuando bloquearon la línea, esta persona me volvió a contactar desde otro número de teléfono, también por WhatsApp, y le había puesto en el perfil la foto de mi amigo”.

Quisieron estafarlo por WhatsApp, pero se dio cuenta y le siguió el juego  con una frase contundente - LA NACION
Con la revancha del caso, Pablo, que vive en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y trabaja en una empresa de venta de alfombras hechas a mano, repitió el procedimiento y esta vez cumplió su cometido: “Le terminé reenviando la última frase y el comprobante trucho. Cuando vi que lo leyó, lo bloqueé al instante”.

A modo de enseñanza, Mendivil resaltó que este antecedente sirvió para la recomendación de medidas de seguridad para la aplicación de mensajería instantánea: “Lo que me pareció interesante de la visualización del tuit es que la gente se entere y active en sus WhatsApp la verificación en dos pasos”. Dicho proceso se puede realizar en el margen derecho de la aplicación, en la solapa “Ajustes”. /La Nacion
Que opinas? Deja tu comentario

Te puede interesar >>>

Las grandes marcas y más elegidas para celulares

Las grandes marcas y más elegidas para celulares

Los usuarios de los celulares, cada vez vuelcan más información en ellos y estos aparatos …