Inicio > Tecnología > Los ácidos: Características, propiedades y sus aplicaciones

Los ácidos: Características, propiedades y sus aplicaciones

Los ácidos son sustancias consideradas como compuestos químicos que al ser disueltos en agua produce una solución con un pH menor que 7 teniendo en cuenta que pH es una medida de alcalinidad de una solución. Nos disponemos a compartir sus características, propiedades y aplicaciones.

El pH determina la cantidad de hidrógeno que se halla en tal concentración. Si dicho pH es menor que 7, como lo dijimos anteriormente, significa que nos estamos encontrando con un ácido por lo que tienen un mayor número de iones de hidrógeno en la solución.

Un pH mayor a 7 significa que la sustancia es bastante alcalina, como por ejemplo, el jabón, cuyo pH varía entre 9 y 10, el agua de mar que supera los 8 puntos de alcalinidad o la cal, que lleva un número de pH de 12. El pH neutro, por otro lado, es aquel que se mantiene en 7 como sucede con el agua, la saliva posee una alcalinidad entre 6.5 y 7.5 lo que la mantiene cerca de estar en neutro casi como la sangre que está entre los 7.3 y los 7.8 de pH.

Propiedades de los ácidos

No todos los ácidos pueden ser consumidos por el hombre ya que algunos podrían matarte casi de manera instantánea, todos son corrosivos solo que algunos con más fuerzas que otros, pero repasemos un poco estas propiedades:

  • Como dijimos al principio, son altamente corrosivos
  • Su sabor es bastante agrio
  • Pueden producir quemaduras serias en la piel
  • Son conductoras de electricidad si se halla en soluciones acuosas
  • Reaccionan ante la presencia de metales formando hidrógeno y sal

Características de los ácidos

Existen dos clases de ácidos: los monopróticos y los polipróticos. Saber qué ácido corresponde a qué tipo dependerá de sus capacidades o posibilidades para ceder un protón. Te lo detallamos a continuación.

Ácidos Monopróticos

Estos ácidos suelen ser capaces de ceder un protón por molécula mientras ocurre el proceso de disociación, algunos ejemplos de estos ácidos monopróticos son: el ácido clorhídrico (HCl) y el ácido nítrico (HNO3) como ácidos minerales, y por otro lado está el ácido acético al que muchos conocemos como el vinagre, que se encuentra entre los ácidos orgánicos.

Tengan en cuenta que cuando hablamos de ácidos minerales nos referimos a ácidos que se forman a partir de uno más compuestos inorgánicos mientras que los ácidos orgánicos son aquellos que se encuentran con facilidad en algunos frutos de diversas plantas.

Ácidos Polipróticos

Estos ácidos suelen ser capaces de ceder más de un protón por molécula mientras ocurre el proceso de disociación o proceso de ionización. Incluso pueden llegar a sufrir más de una disociación dependiendo de la cantidad de pH que posean, como por ejemplo el ácido sulfúrico (H2SO4), que puede ceder un protón para formar el ion bisulfato (HSO-4) y a su vez ceder otro protón para formar el anión sulfato (SO 2-4) siendo la primera disociación un ácido muchísimo más fuerte que el segundo.

Aplicación de los ácidos

Los ácidos juegan una función muy importante en nuestras vidas, y sean peligrosas o no, nos proveen de muchos beneficios incluso para la salud. Los usos que se le dan son casi ilimitados, como por ejemplo aquellos que son usados para eliminar distintos tipos de corrosiones en los metales a través de un proceso denominado pickling. Incluso en nuestros autos llevamos una batería compuesta por ácido sulfúrico.

El ácido sulfúrico en particular es un ejemplo de ácido fuerte no apto para el consumo humano, y se usa constantemente en el procesamiento de minerales. Un ejemplo de esto son los minerales de fosfato los cuales ante la presencia del ácido sulfúrico reaccionan produciendo ácido fosfórico para la producción de fertilizantes.

Los ácidos son usados también como catalizadores, por ejemplo, el ácido sulfúrico es usado en grandes cantidades en el proceso de alquilación para producir gasolina. El ácido clorhídrico, por su lado, tiene un efecto de deshidratación y condensación; es muy corrosivo así que su uso está limitados a realizar reacciones químicas.

Por último, los ácidos son usados como aditivos en distintas bebidas y alimentos, ya que estos alteran su sabor y sirven como preservantes. Un ejemplo simple de esto es el ácido fosfórico, el cual es fácil de conseguir en las distintas bebidas de cola.

Que opinas? Deja tu comentario

Te puede interesar >>>

La empresa norteamericana Ocean Infinity buscará al submarino ARA San Juan

El Ministerio de Defensa, que conduce Oscar Aguad, confirmó este jueves que la empresa estadounidense …

Deja un comentario