Inicio > Salud > Comió solo helado por 100 días y mira como quedo

Comió solo helado por 100 días y mira como quedo

Paso 100 días comiendo helado y notó sorprendentes cambios en su cuerpo

Anthony Howard-Crow, un coach nutricional y fotógrafo estadounidense, puso en discusión la importancia de la procedencia de las calorías. Quiso demostrar que se puede adelgazar y mantener una figura en forma sin estar seleccionando detenidamente los alimentos. Y expuso su cuerpo a una desequilibrada prueba de cien días.

“Quería demostrar que, en una dieta, la clave para perder peso es gastar más calorías de las que entran en tu cuerpo, independientemente de que estas procedan de pechuga de pollo a la plancha o de helado”, afirmó el entusiasta joven de 32 años, oriundo de Loveland, Colorado.

Comió solo helado por 100 días y mira como quedo

Él creyó que el conteo de calorías es más importante que los macronutrientes (carbohidratos, proteínas, grasas), el ejercicio o la frecuencia de comidas.

Howard-Crow decidió pasar un centenar de días comiendo solo helado. En total, ingirió 2.000 calorías en cada jornada, que complementaba con otras 500 producto de suplementos de proteína y algo de alcohol de vez en cuando. El progreso lo fue mostrando en sus redes sociales.

La respuesta del cuerpo fue contundente: perdió casi 15 kilos de peso. Además, la dieta trajo consigo algunos cambios interesantes en sus análisis, con un descenso del colesterol malo y de los triglicéridos.

Los primeros efectos llevan a pensar que el estricto régimen resultó exitoso. Pero la realidad fue otra. A mitad del experimento, Howard-Crow comenzó a sentirse terriblemente cansado y dejó de entrenar. Sus niveles de testosterona se redujeron, perdió una considerable cantidad de masa muscular y el mal humor se adueñó de su personalidad. “Esta dieta fue, sin duda, la aventura más miserable que he emprendido”, concluyó resignado, a la vez que desaconseja el método por completo.

Te puede interesar >>>

6 tips de Martin Eraso para crear tu primer emprendimiento

Emprender es de valientes pero también de personas que saben lo que hacen. Requiere esfuerzo, …